DAWN LAGUENS: TODO SOBRE MIKE PENCE

0

Semanas atrás, el candidato presidencial republicano Donald Trump lo eligió como su compañero de fórmula. En 2015, el gobernador de Indiana proclamó la muy controvertida ley contraria a los derechos de la comunidad LGBT y supervisó el recorte de fondos a Planned Parenthood –el mayor proveedor de servicios reproductivos del país– en su estado. Además, en 2011 había amenazado con el cese de las funciones del gobierno si el Congreso no desfinanciaba a dicha organización. Entrevistamos a Dawn Laguens, vicepresidenta ejecutiva de Planned Parenthood, para que nos ilustre sobre quién es Mike Pence.

Texto: Amy Goodman (Democracy Now!) / Fotos: Emma Badault / Alfred Barret

“He encontrado el dirigente que podrá ayudarnos a brindar una sociedad segura y próspera, realmente próspera, a todos los estadounidenses. El gobernador de Indiana, Mike Pence, siempre fue mi primera opción. Admiro el trabajo que ha hecho en el estado de Indiana, especialmente”, manifestó Donald Trump cuando presentó a Mike Pence, el gobernador de Indiana, como su compañero de fórmula para las próximas elecciones presidenciales. El representante republicano logró su primer asiento como congresista en el año 2000 y luego, en 2012, fue elegido gobernador. Estas fueron sus palabras luego de la presentación de Trump: “La gente que me conoce, sabe que soy un tipo bastante sencillo. Soy cristiano, conservador y republicano, en ese orden. Ahora, si bien estoy… tengo actualmente el privilegio de servir al estado que amo, realmente sólo soy un muchacho de pueblo, que creció al sur de Indiana en el seno de una gran familia y con los campos de maíz al fondo”.

En 2015, Pence sancionó la polémica ley anti LGBT denominada “Ley de restauración de la libertad religiosa” (Religious Freedom Restoration Act), que habilitaba a las empresas a ejercer la discriminación. La ley generó fuerte oposición a nivel nacional. Decenas de empresas, instituciones y equipos deportivos profesionales –entre ellos la Asociación Nacional de Deportes Universitarios (NCAA, por sus siglas en inglés) de Indianápolis– amenazaron con realizar un boicot al estado de Indiana. El director ejecutivo de Apple, Tim Cook, la rechazó duramente, comparándola con las leyes de Jim Crow para el sur estadounidense. Finalmente, el gobernador Pence se vio obligado a aprobar una revisión que especifica que la ley no autoriza la discriminación contra personas LGBT.

Como gobernador, Pence supervisó además un recorte de fondos para la organización Planned Parenthood –el mayor proveedor de servicios reproductivos del país– en su estado y promulgó leyes, cuya aplicación fue posteriormente obstruida, que hubieran restringido el acceso al aborto en todo Estados Unidos. Sí, Pence ha estado históricamente en contra de Planned Parenthood. En 2011, siendo legislador, amenazó con promover el cese de funciones del gobierno si el Congreso no desfinanciaba a dicha organización.

Dawn Laguens, vicepresidenta ejecutiva de Planned Parenthood, estuvo a cargo de la exitosa campaña impulsada para obstaculizar la enmienda de Pence en 2011. Quien mejor que ella para ilustrarnos sobre las posturas políticas de Mike Pence.

“Quedó claro que Mike Pence va a anteponer sus creencias religiosas personales a los intereses de la sociedad.”

Según Dawn Laguens, el liderazgo republicano ha venido haciendo un ataque total al acceso a la salud reproductiva.

Según Dawn Laguens, el liderazgo republicano ha venido haciendo un ataque total al acceso a la salud reproductiva.

ALMA MAGAZINE: ¿Cuál fue su reacción al enterarse de que Donald Trump había elegido a Mike Pence como su compañero de fórmula?

DAWN LAGUENS: En principio, me sorprendió que Donald Trump pensara que esa era una buena forma de atraer el voto de las mujeres, que no lo han apoyando mucho en las primarias. Sin embargo, con esto le está diciendo al país entero –de un modo claro y conciso–que el hombre que viene liderando una cruzada contra el acceso a la salud de las mujeres, contra el aborto seguro y legal, contra Planned Parenthood y contra la comunidad LGBT, ahora es parte de la fórmula republicana.

AM: ¿Cuál es el historial del candidato del Partido Republicano a la vicepresidencia de Estados Unidos? Y, específicamente, ¿cómo fue su embestida contra Planned Parenthood?

D.L.: En cuanto mi historia personal, entré a Planned Parenthood en 2011 justamente para luchar contra la enmienda Pence, como se le llamaba. Mike Pence había dicho que quería eliminar por completo el financiamiento para Planned Parenthood y sus servicios de salud preventiva, tales como exámenes para la detección del cáncer, detección y tratamiento de las enfermedades de transmisión sexual (ETS) y el control de la natalidad, que en ese momento ni siquiera tenía que ver con el aborto. En verdad, su intención era asegurarse de que las mujeres no pudieran acceder a estos servicios de salud en Planned Parenthood. Y eso fue terriblemente impactante para nosotros.

Dudoso historial

En 2011, varias clínicas de Planned Parenthood fueron atacadas por un video encubierto del activista James O’Keefe, del grupo opositor al aborto legal Live Action. El entonces congresista Mike Pence se apoyó en esas imágenes para embestir y buscar apoyo para su proyecto de ley que negaba financiamiento del gobierno federal a todas las organizaciones de planificación familiar que practicaran abortos, entre ellas Planned Parenthood.

“Para la mayoría de la gente estadounidense es una sorpresa enterarse que la mayor organización que practica abortos en Estados Unidos es también la que más fondos recibe del gobierno federal, a través del programa Title X. Y esta mañana tuvimos la desgarradora noticia de un nuevo video encubierto sobre la organización Planned Parenthood, en el que se ve a alguien haciéndose pasar por un proxeneta, a quien personal de Planned Parenthood le instruye sobre la forma de obtener abortos secretos, pruebas de las ETS y anticonceptivos para niñas prostitutas. Y bueno, como padre de dos chicas adolescentes, veo el video que salió esta mañana, veo el video que salió la semana pasada, y me resulta indignante que el personal de las clínicas de Planned Parenthood de todo el país esté colaborando con el abuso de niñas menores de edad. Debería ser un escándalo para todos los estadounidenses. Ha llegado el momento de negar cualquier tipo de financiamiento del gobierno federal a Planned Parenthood. He presentado la ley de prohibición de fondos del Title X a instituciones proveedoras de abortos, que negaría el acceso al financiamiento del programa Title X a Planned Parenthood y a cualquier otro grupo que practique abortos. Y el Congreso debe tomar medidas, y hacerlo ahora, para que esta importante legislación avance. Los estadounidenses provida, y todos los estadounidenses en general, no deberían ser forzados a subvencionar al mayor proveedor de abortos de Estados Unidos ni a que se sigan usando los fondos federales del programa Title X, provenientes de sus impuestos, para financiar a quienes se dedican a esta aberrante práctica”, sostuvo en esa ocasión Pence.

AM: ¿Qué fue lo que sucedió luego de esta cruzada de Mike Pence contra Planned Parenthood?

D.L.: Bueno, después de ese ataque a Planned Parenthood y los servicios de salud que prestamos, millones de personas de todo el país salieron a las calles para manifestar: “Oigan, este servicio de salud es fundamental para nuestras vidas”. Dos millones y medio de mujeres reciben atención en Planned Parenhood cada año en todo Estados Unidos. Entonces, la gente se unió detrás de esa consigna y en el Congreso se pronunciaron de forma negativa, rechazando la propuesta de Mike Pence. Esto, obviamente, llegó hasta el presidente Barack Obama, quien declaró: “Voy a apoyar a Planned Parenthood y el cuidado de salud que brinda”; y, por supuesto, se negó a desfinanciar a Planned Parenthood. Pero aún así, Pence volvió a intentarlo seis veces más. ¡Presentó seis proyectos de ley para desfinanciar Planned Parenthood! Además, respaldó muchísimos otros proyectos que hubieran limitado el acceso de las mujeres a sus derechos sexuales y reproductivos.

AM: Entonces, ¿usted cree que esto se relaciona con la “Ley de restauración de la libertad religiosa” que él sancionó en 2015?

D.L.: Cuando Donald Trump lo presentó, él dijo: “Soy cristiano antes que nada”, Pence nos mostró cuál va a ser su programa político. Su plataforma como funcionario público se basa en su versión del cristianismo, y no en el bien público ni en lo que pretende el Partido Republicano ni la gente de su distrito o de su estado. Quedó claro que él va a anteponer sus creencias religiosas personales a los intereses de la sociedad. Así que en este país sabemos bastante bien quién es Mike Pence. Y la mayoría de gente no quiere saber nada con sus ambiciones, no desea lo que él representa.

Comentarios desafortunados

Estos últimos meses, los comentarios desafortunados de Donald Trump se han transformado en algo recurrente. Uno de los que provocó la indignación generalizada lo vertió en el programa de Chris Matthews en la MSNBC. “Hay gente que piensa que el aborto debe ser castigado. Para mí es un problema muy serio. Y algo sobre lo que tenemos que decidir. Si me pregunta, mi respuesta es que tiene que haber algún tipo de castigo para la mujer”, exhortó Trump, quien más tarde retiró lo dicho. Algo que también se ha vuelto una salida reiterada.

AM: ¿Cuál es la postura de Donald Trump sobre el tema de la salud reproductiva? ¿Cómo lo ven desde Planned Parenthood?

D.L.: Yo me guío por lo que Donald Trump dice, que va a nombrar jueces para la Corte Suprema que anularán la sentencia del caso “Roe v. Wade”, un gran debate judicial que terminó en 1973 cuando el tribunal mayor determinó que era inconstitucional que los estados criminalizaran el aborto y lo declaró un tema de respetar el derecho constitucional de la mujer a su privacidad. Asimismo, veo que ha decidido elegir a Mike Pence, el principal opositor del país a Planned Parenthood, al aborto seguro y legal, y al acceso de las mujeres a la salud y la defensa de sus derechos. Por eso considero que Donald Trump es un peligro para las mujeres y las familias, y su acceso a la salud y sus derechos.

 


Compartir.

Dejar un Comentario